Consejos

“El cuidado de las alfombras… la clave para que pueda disfrutar de ellas durante años”

¿Qué hacer cuando tu alfombra sufra algún percance?

Alfombra persa
  • Trata de limpiar las manchas inmediatamente, antes de que se asienten.
  • Los líquidos se secan primero con papel absorbente.
  • Limpia la mancha desde el borde al interior para no extenderla más.
  • No frotes nunca ya que produce deformaciones.
  • Si mojas la alfombra, sécala bien para no deteriorarla.
  • En caso de que se moje, pon una toalla debajo para que absorba el exceso de agua si lo hubiera.
  • Cepilla suavemente la zona que estuvo manchada.
  • Si la mancha persiste, no dudes en contactar con nosotros a la mayor brevedad para ponerle solución.
  • Manda a un profesional limpiar tu alfombra al menos una vez al año para mantener la higiene de tu casa.
  • Si detectas un roto, restaura tu alfombra para evitar que se rompa más y que el coste del arreglo aumente.
  • Es importante mantener las alfombras en lugares limpios y secos. Si no dispones de un espacio así, nosotros contamos con los sistemas, los seguros y el control de plagas necesarios para mantenerlas en perfecto estado y sin riesgos.

¿Por qué es tan necesario un buen mantenimiento de alfombras?

Porque marcará la diferencia entre una alfombra que durará muchos años a una que durará sólo unos pocos meses en buenas condiciones. Un cuidado regular extiende la utilidad de tu alfombra varios años más. De hecho, con un buen plan de conservación, puedes duplicar la vida de tu alfombra.